miércoles, 4 de julio de 2012

ESPEJO DE LA RAZÓN POÉTICA

                                               "La conciencia de estar solo siempre
                                               es, en la penumbra, nostalgia de ser dos".
                                                                                               R.B.
Si Intuír es VER desde la más cordial palpitación de sí: ¿quién lo hace si no es entre y por "su" soledad? Ésta lo une a lo "otro", a los seres humanos, a los entes de la naturaleza y entidades del espíritu, a la Totalidad y a una posible Sabiduría. La soledad, que niega a la persona,  no se la puede atribuír, por ejemplo, al aire, ni al vuelo, ni al mirar, los cuales, sin embargo, la cumplen; no se la puede definir por ellos, como tampoco por el espejo en el cual nadie se refleja...: "Sombra en el liso muro..." Con Bachelard: "¿Cuál es el extraño camino de los filósofos en el que todo punto es un cruce? El pensamiento filosófico es una continua vacilación...Hasta cuando avanza se repliega...¿No habrá que asignarle al filósofo la definición de de Barrés del poeta?...Si yo me observo, en efecto, `yo es otro´. El desdoblamiento del pensamiento es automáticamente un descoblamiento del ser..."
Sólo la luz. Y si es que verdad se traduce por humildad, sabiduría deviene en serenidad:
El olor de las flores le decía tan sólo
de una extraña belleza, bebía el aire nuevo,
sin afán lo bebía, con profundo sosiego:
sólo el poder servir era su gozo... H. VON HOFMANNSTHAL
El espejo refleja nuestro rostro auténtico cuando lo miramos desde una VERDAD a solas, y sentimos que por nuestros solos ojos somos mirados...No hay, al cabo, en la dimensión humana un saber de lo esencial sino, en su lugar, un INTUÍR LA ESENCIA de lo presente. Ahora  es el vaho en el espejo de las voces interiores, lo que en profundidad, desde nosotros a nosotros  llega, gracias a los seres, a los afectos, a los fines  y a los sucesos que nos cercan. Lo exterior nos penetra y nos hiere en el despojamiento y aún en el ofrecimiento: "Quien está solo, en el secreto está", dice el autor de los siguientes dos versos:
Melancolía del alma...
Una casa; canta una voz. G. BENN
Lo que "es" y lo "representado", lo dado y lo ideal: "¿Quién entre nosotros no es loco siquiera una vez al año, o sea, que al encontrarse solo no piense en un mundo distinto y en otras circunstancias de felicidad? apunta G. LICHTENBERG. Y allí entra el AMOR como la conjunción  de soledades que son verdades por razones compartidas...Porque por el razonamiento sin adjetivo ni objetivo ni `thelos´, ¿cómo podemos, puede el hombre, saber qué es lo que hay o "es" con la categoría de Realidad, y no del sólo "estar allí"?:
Esta vez vino a la tarde
y no como siempre
por la noche.
Volvió a venir, mas ya no hallé,
aún siendo día, un nombre para aquello... R. BRAMBACH.
Y así  La Razón poética como espejo ante el propio ser se hace también consolación por la comprensión en la estadía nuestra temporal -efímera- en el ser...Se puede, sí, afirmar que el SENTIDO de las cosas se da "solo" con ellas; sin embargo o pero, sólo para alcanzar eso que es y en soledad nos da: "un sentido", debe transfigurarse en SENTIMIENTO.

No hay comentarios:

Publicar un comentario